Edición y Dirección General
Farm. Néstor Caprov

VER STAFF
VIENDO 15/6/15
MiradaProfesional

#MiradaProfesional

Por los vaivenes económicos, droguerías comenzaron a restringir entrega de medicamentos a farmacias

MiradaProfesional

BUENOS AIRES, enero 27: Durante el fin de semana muchos farmacéuticos denunciaron que sólo pudieron comprar tres unidades de medicamentos por día, por las turbulencias en materia de precios. Esto descapitaliza al sector, que además debe sufrir los siempre vigentes problemas en el pago del PAMI y el resto de la seguridad social. en este contexto, el sector independiente perdió 20 por ciento promedio en menos de un mes.

#MiradaProfesional
San Juan: secuestran medicamentos que se trasportaban de forma ilegal a través de un correo y lo clausuran
ADJUNTO
TRINIDAD, julio 23: La policía sanjuanina incautó 17 cajas con medicamentos que se hallaban dentro de un local que funcionaba como correo privado. Fue clausurado, por estar inhabilitado. Los productos habían llegado de Córdoba, y fueron detectadas por funcionarios de salud Pública.
#MiradaProfesional
¿Nace un laboratorio de medicamentos en el sur de la provincia?
ADJUNTO
BAHIA BLANCA, noviembre 6: Un grupo de alumnos de la Universidad Nacional del Sur (UNS) presentó ante el Consejo Superior de la UNS un proyecto para crear un laboratorio estatal de producción de medicamentos, el cual no tendrá fines de lucro y entre sus actividades figura el desarrollo de drogas y medicamentos y también formar investigadores, docentes y alumnos.

“La historia se repite primero como tragedia, y luego como farsa”. La frase de Karl Marx es la mejor de ilustrar lo que se vivió el último fin de semana en las farmacias, que antes las idas y vueltas de la economía en el país, sufre horas difíciles, que ya se padecieron años atrás y que no trajo nada bueno para el sector.

La suba del dólar, la incertidumbre, la deuda de la seguridad social y otros temas hacen mella en la rentabilidad del sector, que vive una verdadera descapitalización acelerada. En las últimas horas, algunas droguerías comenzaron a restringir la entrega de fármacos, lo que puso en el horizonte el fantasma del desabastecimiento. Es oportuno recalcar sobre la necesidad de medidas de fondo que resguarden al sector.

Los problemas en los mostradores comenzaron a notarse la semana pasada, cuando el dólar comenzó a subir y pasó la barrera de los 8 pesos. Desde el viernes pasado, fuentes farmacéuticas confirmaron que se comenzaron a restringir la venta de fármacos, una medida especulativa que desabasteció algunas farmacias. “Muchas droguerías sólo vendieron tres unidades por medicamento por día, no importa lo que se venda”, comentó a MIRADA PROFESIONAL una fuente del sector.

Las restricciones en la venta se entienden en la cautela sobre los precios de los fármacos, que atados al dólar y a la economía en general, tuvieron días de zozobra. Pero la situación en más compleja que una mera especulación de los formadores de precios. Precios que en ningún caso las FARMACIAS tienen facultades de discutir ya que les vienen informados desde la Industria del Medicamento.

En términos reales, los medicamentos no sólo no volvieron a sus valores de diciembre –como le reclamó en forma "ilusoria" el gobierno nacional a la industria farmacéutica –sino que en enero de este año mantuvieron la remarcación. Esto hace que las farmacias que no cobraron las facturas del 2013, en especial las de PAMI al 100%, perdieron en promedio un 20 por ciento por este retraso.

El eterno problema de la deuda del PAMI y sus recetas 337 (de cobertura 100 por ciento) hace que la descapitalización del sector se acelere. La baja rentabilidad con que trabajan las farmacias, en especial las que aportan el 17% de bonificación (retención) para poder atender PAMI agrava el tema.

En momentos de inflación, los largos plazos de los cobros de la obra social nacional atentan fuertemente contra la rentabilidad de los mostradores. Para colmo, las restricciones de último momento profundizan esta pérdida, y agitan posibles desabastecimientos.

En definitiva, los vaivenes económicos golpean fuerte a la farmacia. El sistema así como está no puede funcionar más, tiende a su colapso. La baja en la rentabilidad en un contexto inflacionario es un muy mal augurio, más si le sumamos retrasos en los pagos y restricciones en el suministro. Las negociaciones entre el gobierno y los laboratorios productores para alcanzar una canasta de precios congelados de varios cientos de medicamentos no pueden ser ajenas a los farmacéuticos, que deben pelear por lograr una silla en la mesa de negociación, para evitar que cualquier acuerdo perjudique a los mostradores.

Porque el actual contexto termina equiparando la realidad de los fármacos con la de los alimentos, donde los supermercados terminan “eligiendo” los productos "congelados" que ofrecen. La gran diferencia es que las farmacias no son formadoras de precios como si ocurre con las grandes superficies de la venta minorista.

Se prometieron reuniones Importantes, Inéditas y Trascendentes entre los Dirigentes Farmacéuticos y los laboratorios, entre otras cosas, por los descalces económicos y financieros. La deuda de PAMI con el sector se hace notable más en el nicho de medicamentos al 100% de descuentos. Mientras tanto siempre pierde el farmacéutico y su farmacia. Un conocido retorno a lo mismo en cualquier escenario que se considere.