Edición y Dirección General
Farm. Néstor Caprov

VER STAFF
VIENDO 12/11/19

#ProducciónPública

Polémica en Tierra del Fuego por la elaboración de medicamentos en la planta local

ProducciónPública

RIO GRANDE, noviembre 12: Las futuras autoridades de la provincia aseguraron que el llamado Laboratorio del Fin del Mundo no produce tratamientos, sino que sólo importa productos ya terminados. Desde la empresa estatal admitieron esto, pero defendieron el proyecto de producción pública, que está “en una primera etapa”.

#Producciónpública
Más efectos del “brexit”: subirían los medicamentos en toda la región europea
ADJUNTO
LONDRES, julio 5: especialistas alertan que se podrían disparar las materias primas para la industria farmacéutica, de la mano de la inestabilidad del dólar. Esto generaría una suba en los tratamientos en los países de la región. En tanto, laboratorios temen retrasos regulatorios por el cambio de sede de la EMA.
#Producciónpública
Laboratorio estatal bonaerense ratificó entrega de medicamentos contra la tuberculosis
ADJUNTO
LA PLATA, mayo 22: En un encuentro realizado en el Congreso Nacional, el titular del Instituto Biológico Tomas Perón dijo que la planta productora está distribuyendo Pirazinamida en comprimidos, como parte del programa nacional que surte a pacientes que sufren el mal. Durante el año pasado varias provincias denunciaron que Nación dejó de entregar los tratamientos.
A

partir de diciembre, Tierra del Fuego cambiará de gobernador, y por estas horas se comenzó con la transición, como sucede a nivel nacional. La vicegobernadora electa Mónica Urquiza realizó hace unos días declaraciones respecto el proyecto de producción pública de medicamentos de la provincia, lo que desató una fuerte polémica con sus autoridades. Es que la futura funcionario sostuvo que la planta “no fabrica medicamentos, sino que importan el producto terminado”. Además, la actual legisladora dijo que “tenemos que revisar las contrataciones”. Los dichos generaron polémica y una inmediata respuesta de las autoridades, que admitieron la caracterización de Urquiza, pero defendieron el proyecto.

El encargado de salir al cruce de la vicegobernadora electo fue el presidente del directorio del Laboratorio del Fin del Mundo, Carlos López, quien indicó que el medicamento ya llega envasado y utilizan los mismos frascos plásticos a los que solo se les coloca la etiqueta con el nombre de fantasía Suravir, que se vende al Ministerio de Salud de la Nación para pacientes con HIV. “Es así”, reconoció el médico, y explicó que tienen “una habilitación de ANMAT para el empaque secundario. Nosotros recibimos el producto en su frasco con 30 comprimidos de Estados Unidos”, confirmó.

Sin embargo, justificó sus numerosas declaraciones a los medios en las que hablaba de “fabricación a partir de materias primas”, al señalar que para ellos el producto importado “es una materia prima”. Sostuvo que se encuentran “en una primera etapa” y que a futuro esperan poder envasar los comprimidos, que se seguirán importando, pero esta vez a granel. Además, indicó que la idea de la fabricación real de medicamentos es “lejana”, y la gran estructura montada del Laboratorio del Fin del Mundo se limita a un control de calidad aleatorio de algunas muestras, como requisito para la comercialización. López se había explayado sobre la “confidencialidad de las fórmulas” que se debía preservar, cuando se impulsó la reforma de la ley de creación del Laboratorio para evitar el control del Tribunal de Cuentas, pero no tienen ninguna injerencia en la elaboración ni en el envasado, que se realiza íntegramente en Estados Unidos.

Las críticas de Urquiza fueron el disparador de esta polémica. “Cuando se hablaba de que en realidad no fabricaban medicamentos, decían que uno le faltaba el respeto al personal del Laboratorio. Estamos muy lejos de eso, pero tampoco es cuestión de que nos vendan espejitos de colores. Entendemos que los proyectos tienen distintas etapas, pero acá se trató de dejar de lado que es un proyecto con recursos provinciales y hay que dar explicaciones. No se pueden estar obviando los controles del Estado”, subrayó. “Ellos tuvieron que presentar su rendición ante el Tribunal de Cuentas como lo hacen todos los organismos, y allí tuvieron varias observaciones. Por ejemplo, el Tribunal mandó a que se verifique el aporte de caso 150 millones de la provincia para aumentar el capital social”, agregó.