#Opinión: La importancia de la salud preventiva: hay que vacunarse para prevenir la meningitis
Edición y Dirección General: Farm. Néstor Adrián Caprov VER STAFF
Hace 1 año

La importancia de la salud preventiva: hay que vacunarse para prevenir la meningitis

Adjunto #Opinión

Ante el anuncio que el refuerzo de esa vacuna que se aplica a los 11 años volverá a estar disponible, Mónica Aranda, coordinadora académica de la Licenciatura en Gestión de Servicios de Salud en UADE, escribe esta columna en el portal Bienestar de TN sobre la importancia de la noticia.

Hace 1 año
El futuro del PAMI: entre la deuda con prestadores y las promesas de más medicamentos
ADJUNTO
#PAMI
En varias provincias distintos prestadores alertan sobre deudas y problemas en las asistencia, que incluye farmacias y laboratorios clínicos. La atención se resiente por la caída de la caja de la seguridad social. En este contexto, la oposición prepara mejoras en la cobertura, pero existen dudas sobre cómos se financiarán.
Hace 1 año
Conferencia : Enfermedad Renal. Dra. Virginia Olivera Médica Especialista en medicina sanitaria - Pediatra
ADJUNTO
#DraVirginiaOlivera
El Rol del Farmacéutico en la Prevención. 18 de Octubre 2019, 13.00 hs. Filial Lanús
L
a Secretaría de Salud informó que el refuerzo de la vacuna contra la meningitis que se aplica a los 11 años está nuevamente a disposición. Es un hecho de gran relevancia si tenemos en cuenta que por cada minuto que transcurre se produce en el mundo un nuevo caso de meningitis por meningococo, una infección causada por una bacteria llamada "Neisseria Meningiditis" que ataca las meninges, que son las membranas de tejido que cubren el sistema nervioso central.

La meningocócica es la más frecuente de las meningitis bacterianas, y es capaz de generar epidemias. Según la Organización Mundial de la Salud, la meningitis meningocócica causa un daño cerebral severo y la muerte en el 50% de los casos si no se recibe tratamiento. Esta grave enfermedad es prevenible si se cumple estrictamente el plan de vacunación.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) pone el foco en los planes de vacunación en zonas endémicas por motivos humanitarios y económicos. Hoy, la mayor frecuencia de la enfermedad se registra en el África subsahariana, en el llamado «cinturón de la meningitis», que va desde el oeste de Senegal hasta el este de Etiopía, abarcando 26 países. En cuanto a medidas de prevención inmediatas, es clave el lavado de manos y la desinfección de superficies de uso común o de alto contacto (picaportes, teclados, mouse de computadora, etc.).

Al volver a tener disponible el último refuerzo del calendario de vacunación, es necesario hacer una campaña de concientización para que se difunda de modo rápido y efectivo. Los Ministerios de Salud de algunos gobiernos provinciales, por ejemplo Chaco, han alertado ya en el año 2017 con medidas de prevención en la vía pública y los hogares, recordando la importancia del cumplimiento del esquema de vacunación completo.

Si bien la enfermedad puede ocurrir a toda edad, sus víctimas más frecuentes son los menores de 5 años, y dentro de este grupo, el impacto mayor ocurre entre los lactantes menores de un año, con un pico en los bebés de entre 3 y 6 meses.

Sin embargo, en muchos países de Europa y América del Norte (EE.UU. y Canadá) se observa un segundo pico en adolescentes y adultos jóvenes. Los jóvenes pueden ser portadores de la bacteria, pero si se los inmuniza, se corta la circulación del virus. Así han hecho países como el Reino Unido y Holanda.

En la Argentina se incorporó la vacuna en forma gratuita con un esquema de vacunación que contemplaba una dosis a los tres meses de edad, otra a los cinco meses, un refuerzo a los 15 meses y otro a los 11 años. En este contexto, el calendario fue considerado en 2017 como “excelente” por la consultora de la Organización Panamericana de la Salud (OPS), Angela Gentile, al nivel de los de los países más desarrollados.

La meningocócica es la más frecuente de las meningitis bacterianas, y es capaz de generar epidemias. Además, en nuestro país se insistía en concientizar a la gente para que cumpliera con las tres dosis de vacunación, porque las tasas de las vacunas de refuerzo llegaban, en ese momento, sólo al 80 por ciento.

Al volver a tener disponible el último refuerzo del calendario de vacunación, es necesario hacer una campaña de concientización –a nivel de los profesionales médicos y las familias- para que se difunda de modo rápido y efectivo. Está claro que, al restablecerse la cobertura, no deben perderse oportunidades de recibir la vacuna.
"Compartí esta noticia e invitá a tus amigos a dejar su opinión".