Edición y Dirección General
Farm. Néstor Caprov

VER STAFF
VIENDO 1/8/19
Debates

#Debates

Nueva evidencia contra el consumo diario de aspirina para prevenir infartos en personas sanas

ADJUNTO
Debates

BUENOS AIRES, agosto 1º: Especialistas argentinos recordaron que nuevos estudios no creen conveniente que las personas sin problemas cardiovasculares deban tomar el medicamento, una vieja creencia en todo el mundo. Piden consultar con su médico si lo hacen, y evitar la automedicación.

#AccesoalosMedicamentos
Según las estimaciones, sólo el 30% de las recetas del país cumplen la ley de Genéricos
ADJUNTO
BUENOS AIRES, noviembre 12: Vigente desde el 2002, la norma se cumple sólo en el 30 por ciento de los casos, según estimaciones de especialistas. Piden que se aprueben los proyectos para profundizar la norma, en medio de la crisis de acceso a los medicamentos.
#FormulaciónMagistral
Desabastecimiento: farmacéuticos de España vuelven a la formulación magistral
ADJUNTO
MADRID, noviembre 11: En la región de Murcia se creó un protocolo pionero en el país para que los productos que faltan en los mostradores puedan ser elaborados en el lugar.

Desde hace un tiempo, diversos estudios ponen en duda uno de los mitos más extendidos en materia de salud cardiovascular: tomar una aspirina todos los días ayuda a prevenir un infarto. Si bien el medicamento se recomienda en pacientes que ya tuvieron problemas de corazón, en personas sanas hay cada vez más evidencia de que esta costumbre no ayuda, e incluso genera más problemas, vinculados con sus efectos secundarios. Este año, nuevos estudios volvieron a rechazar el uso, en especial cuando se hace sin recomendación médica. Expertos locales remarcaron que es necesario la consulta al cardiólogo para evitar consecuencias en la salud, y rechazaron la automedicación. "La aspirina en una persona sin problemas cardíacos no previene la posibilidad de tener a futuro un problema del corazón", dijeron desde la Fundación Cardiológica Argentina (FCA).

Varios estudios vienen derribando el mito de la toma diaria de aspirina como elemento preventivo de los problemas del corazón. En 2018 dos grandes investigaciones de la American Heart Association y el American College of Cardiology revelaron que una dosis diaria de aspirina “puede generar más inconvenientes que beneficios en personas sanas, dado que aumenta el riesgo de hemorragias internas y otros efectos secundarios, las personas siguen automedicándose”. Estos estudios sobre la aspirina hallaron tan solo “un beneficio marginal” en adultos mayores con problemas cardíacos, lo que hizo que las entidades propusieran en marzo nuevas pautas. Así, recomiendan a las personas mayores de 70 años que eviten el consumo diario de aspirinas para la prevención de enfermedades cardíacas, y sostienen que solo determinadas personas de entre 40 a 70 años pueden consumir entre 75 y 10 miligramos diarios bajo recomendación médica. En este contexto, una nueva investigación publicada en Annals of Internal Medicine reveló que los estadounidenses mayores de 40 años usan la aspirina para la prevención primaria de enfermedades cardiovasculares sin recomendación de un profesional de la salud.

"La aspirina en una persona sin problemas cardíacos no previene la posibilidad de tener a futuro un problema del corazón", dijo el médico cardiólogo Jorge Tartaglione, presidente de la Fundación Cardiológica Argentina (FCA). De esta forma, esta nueva evidencia “ahonda en una creencia sostenida hace mucho”. Para el médico cardiólogo la automedicación es fatal: "Es vital que cada paciente evalué el uso de la aspirina con su médico de cabecera. Sin excepción, no se pueden auto recetar el uso de la misma". Muy distinto es, según enfatizó el especialista, "su efecto en personas que ya han tenido algún evento cardiovascular, para las cuales la toma de la aspirina se indica para no incrementar el riesgo de volver a padecerlo". "Si la recomendación del médico es tomarla, se debe continuar haciéndolo. Pero si lo hacía para prevenir un infarto, primero debe recurrir a su médico quien indicará qué es lo mejor en su caso", concluyó Tartaglione.

La recomendación tradicional dirigida a quienes han padecido un problema cardíaco o cerebrovascular, consistente en tomar una dosis diaria de aspirina, ya no es válida para muchos adultos mayores, a tenor de las nuevas pautas publicadas por los investigadores. Además, los expertos aclaran que el consumo de la aspirina podría ser apropiado únicamente para ciertas personas más jóvenes y bajo recomendación médica. En el año 2017 alrededor de 29 millones de personas mayores de 40 años consumieron una aspirina diaria pese a desconocer si padecían alguna enfermedad cardíaca. De todas ellas al menos 6,6 millones lo hicieron sin prescripción médica, según datos de Harvard y el Centro Médico Beth Israel Deaconess.