Edición y Dirección General
Farm. Néstor Caprov

VER STAFF
VIENDO 22/4/19
Regulaciones

#Regulaciones

Luego de la alerta francesa, la ANMAT pide seguir las indicaciones para el consumo de ibuprofeno

ADJUNTO
Regulaciones

BUENOS AIRES, abril 22: La ANSM, la agencia regulatoria de Francia, recomendó usar paracetamol para tratar dolor y fiebre, ante un estudio encargado donde contabilizan la aparición de complicaciones. En el país, los especialistas piden cautela, y la ANMAT recomienda leer atentamente los prospectos y no automedicarse.

#ResistenciaBacteriana
En la semana mundial, se preparan actividades para concientizar sobre el abuso de antibióticos
ADJUNTO
BUENOS AIRES, octubre 8: En el marco de la llamada Semana Mundial de Concienciación sobre el Uso de los Antibióticos, que este año tendrá lugar del13 al 19 de noviembre, se anunciaron medidas para informar sobre el uso correcto de estos medicamentos.
#Sarampión
Alerta sarampión: descarta un contagio en la provincia de Catamarca
ADJUNTO
BUENOS AIRES, octubre 8: Autoridades sanitarias locales remarcaron que los análisis confirmaron que el cuadro sospechoso que se reportó a nivel local fue descartado. Llamado a completar el calendario de vacunas.

Durante el fin de semana, se conoció un informe de la Agencia Francesa del Medicamento (ANSM), la agencia reguladora de Francia, en el cual se advirtió sobre los riesgos del consumo de ibuprofeno, el popular analgésico y antiinflamatorio. Según la entidad, no es recomendable el tratamiento con estos fármacos de algunas infecciones, como anginas, rinofaringitis, otitis, tos, infección pulmonar, algunas lesiones cutáneas y la varicela. Por eso pidió a las autoridades un amplio estudio al respecto, y recomendó utilizar paracetamol antes que ibuprofeno. Ante esto, en el país se generó alarma respecto de esta situación, ya que el medicamento vende, según datos oficiales, unas 36 millones de cajas por año, sumando las versiones de venta libre y de venta bajo receta. Por esto, la Administración Nacional de Medicamentos, Alimentos y Tecnología Médica (ANMAT) recomendó que los pacientes lean atentamente los prospectos de esos tratamientos, donde se detallan los posibles efectos adversos que pueden ocurrir ante su administración. En ese sentido además, indicó la importancia del uso racional de medicamentos en general y los de venta libre en particular.

El ibuprofeno es un medicamento que a dosis de hasta 1.200 miligramos por día, en tres tomas de 400 mg cada 8 horas, está indicado para el alivio del dolor por no más de 5 días y para la fiebre por no más de 3 días. Por eso, la ANMAT aclaró que de persistir los síntomas por más de 48/72 horas, se debe consultar a un profesional médico. Además, la ANMAT recomendó “prestar atención a los prospectos del Ibuprofeno y el Paracetamol para evitar posibles efectos adversos que pueden ocurrir ante su administración”. El organismo indicó que los prospectos de los medicamentos de venta libre, Ibuprofeno y Paracetamol, tal como lo establece la Disposición 753/2012, "incluyen información detallada sobre el uso adecuado de esos fármacos, así como de los efectos adversos posibles ante el uso de los mismos".

En cuanto al paracetamol, recomendado por la agencia francesa para reemplazar al ibuprofeno, la ANMAT señaló que puede ser administrado cada 3, 4 o 6 horas, hasta llegar a la dosis de 4000 miligramos por día en caso de dolor o fiebre, y por un período de 3 a 5 días, pero si los síntomas continúan por más de 48/72 horas, también es necesario consultar al médico. El ibuprofeno se cuenta entre los medicamentos más vendidos en el país. La Confederación Farmacéutica Argentina (COFA) informó que en 2016 se vendieron unas 36 millones de cajas de ibuprofeno en la Argentina (sumando las versiones de venta libre y de venta bajo receta), contra los poco más de 32 millones que se vendieron en 2013. Eso significan más de 70 millones de dólares cada año sólo en concepto de venta anual de ibuprofeno. Además, el 78 por ciento de los argentinos dice haber comprado analgésicos y antiinflamatorios de venta libre en los últimos 2 meses, según una encuesta de Kantar Worldpanel.

La alerta del la ANSM se dio luego de un estudio realizado en junio del año pasado, que fue la base del informe que se emitió, que contiene una serie de recomendaciones que, entre otros puntos, aconsejan priorizar el paracetamol frente al ibuprofeno en caso de dolor o fiebre. “La recomendación no es el resultado de ninguna crisis sanitaria, sino que obedece a los procesos de revaluación del equilibrio entre riesgos y beneficios que el uso de cualquier fármaco entraña”, según publica hoy el diario “El País” de España. La ANSM destaca algunos riesgos del ibuprofeno cuando se tratan infecciones como anginas, rinofaringitis, otitis, tos, infección pulmonar, algunas lesiones cutáneas y la varicela. Y recomienda, utilizar en “la dosis mínima eficaz, con la duración más corta”, detener el tratamiento en cuanto desaparecen los síntomas y no prolongarlo más de tres días en caso de fiebre ni más de cinco si hay dolor.

Los investigadores que participaron del estudio concluyeron que hay una serie de infecciones, en particular por estreptococos, que pueden empeorar por la toma de estos dos medicamentos. Esas complicaciones se observaron al cabo de períodos de tratamiento muy breves (de dos a tres días) cuando el ibuprofeno o el ketoprofeno se habían recetado (o utilizado en automedicación) para fiebre, problemas cutáneos benignos de aspecto inflamatorio, respiratorios o de nariz, oído y garganta. El estudio se inició en el año 2000 y, durante su desarrollo, los investigadores franceses analizaron 337 casos de complicaciones infecciosas graves con ibuprofeno y 49 con ketoprofeno que dieron lugar a hospitalizaciones, secuelas e incluso algún fallecimiento.

Martial Fraysse, presidente de la Orden de Farmacias de Ile de France (la región parisina) y miembro de la Academia de Farmacia, es categórico. Consultado por Radio France acerca de por qué se esperó tanto tiempo para lanzar esta advertencia, dice que en realidad “hace más de 20 años” que su sector “desaconseja la utilización de ciertos antiinflamatorios como el ibuprofeno o el ketoprofeno en niños y jóvenes adultos tras constatar efectos secundarios graves en la población”. “Desde hace unos veinte años detectamos dos fallecimientos por año, además de complicaciones infecciosas graves -dice-. Nos encontramos frente a dos bacterias, neumococos o estreptococos, que han amplificado brutalmente sus efectos por el uso de estos antiinflamatorios. No se los debe utilizar así como así, incluso en cortos períodos debido al peligro que encierran”.

En el país, los especialistas piden cautela. Héctor Berzel, médico toxicólogo del hospital de Niños de la Ciudad de Buenos Aires, destacó la gravedad de la automedicación: “Para tomar ibuprofeno hay que hacer una consulta previa al médico. Se toma cuando corresponda, en la dosis indicada, y en los intervalos específicos para cada paciente. No decimos que no hay que tomarlo por el estudio, sino porque todo medicamento debe ser recetado por un médico”. Sobre el estudio opinó que las 337 complicaciones infecciosas con ibuprofeno y 49 con ketoprofeno, “son pocos casos”. “Se debería pedir un estudio de farmacovigilencia en grandes usos, que permite ver cosas que no surge en los estudios clínicos. En el uso de la población general, pueden aparecer detalles a analizar”, dijo. “El estudio es interesante para prestarle atención si bien ya sabemos que hay ciertas condiciones en que no se puede usar el ibuprofeno. Hay que tener cuidados al tener problemas gastrointestinales, o en qué dosis se usa. Además, está el peligro de automedicarse y tapar síntomas de algo que permitiría hacer un diagnóstico de quizás, algo más severo”, advirtió. “Lo importante es no entrar en pánico, pero sí valorizar que un medicamento no es una mercancía como cualquier otra”, concluyó.