Edición y Dirección General
Farm. Néstor Caprov

VER STAFF
VIENDO 10/4/19
Opinión

#Opinión

Expandir la cobertura universal de salud para acercar la atención a la gente

ADJUNTO
Opinión

BUENOS AIRES, abril 10: El secretario de Salud de la Nación, Adolfo Rubinstein, escribe en la agencia estatal Télam esta columna de opinión donde vuelve a ponderar el proyecto de la Cobertura Universal de Salud, la principal iniciativa del gobierno en materia sanitaria.

#FarmaciaenCrisis
Farmacias comunitarias de Estados Unidos, con más peligro de cierre
ADJUNTO
BUENOS AIRES, noviembre 6: Según un estudio, los mostradores que realizan atención de poblaciones con bajos ingresos o seguros públicos tuvieron más riesgo de terminar bajando las persianas. Una de cada ocho estuvo en esa situación entre 2009 y 2015.
#Spinraza
El Estado nacional deberá cubrir la totalidad del fármaco contra la atrofia muscular espinal
ADJUNTO
BUENOS AIRES, noviembre 7: Es para un niño cordobés, que sufre esta enfermedad. Este año la justicia había obligado a la obra social de la Universidad de Córdoba a pagar un 30 por ciento del tratamiento, algo que rechazó por no contar con los recursos. Ahora, se decidió que el 100 por ciento sea cubierto por nación, por ser “el primer garante de la salud de su población”.

La Argentina tiene un sistema de salud segmentado, fragmentado y plural. Si bien nuestros estándares de calidad se encuentran entre los mejores de América Latina, nuestra eficiencia dista de ser buena. Más de 10% del PBI se gasta en salud, en proporción uno de los más altos en la región, y nuestros resultados sanitarios no se corresponden con la magnitud de ese gasto. Y no sólo eso, nuestro sistema sigue siendo muy desigual.

Por ejemplo, la mortalidad infantil varía entre dos y tres veces entre distintas provincias, la mortalidad materna, ocho veces; el tiempo al tratamiento inicial del infarto de miocardio, que es crítico para la supervivencia del paciente, varía ampliamente entre provincias u obras sociales ricas y pobres, la mortalidad por cáncer de cuello de útero, asociado a la pobreza, varía casi 8 veces y la de cáncer colorrectal, casi 5 veces entre regiones ricas y pobres de nuestro país debido a menores prácticas preventivas.

Esta es la principal razón por la cual desde la gestión de gobierno estamos avanzando hoy en la implementación efectiva de la Cobertura Universal de Salud (CUS), la cual consiste en asegurar todas las personas accedan a servicios de salud necesarios y a medicamentos seguros, eficaces y asequibles, sin exponerse a penurias financieras. En particular los más pobres y necesitados que son quienes más riesgo tienen de incurrir en gastos catastróficos para hacer frente al tratamiento de enfermedades.

En Argentina cualquier ciudadano o residente tiene derecho a recibir atención gratuita en una institución de salud pública. Sin embargo, cobertura nominal no es lo mismo que cobertura efectiva.

CUS no es solo poder atenderse episódicamente en la guardia de un hospital o en un centro de salud, sino que además implica que esa atención sea realizada oportunamente y con calidad, brindada por un médico de cabecera que se responsabilice junto al equipo de salud familiar para asegurar el primer contacto, acceso, integralidad, continuidad y coordinación de cuidados.

CUS es también tener una historia clínica electrónica que asegure la continuidad de la atención entre el centro de salud y el hospital y posibilite la transmisión de la información médica entre diferentes provincias o entre diferentes obras sociales. Es contar con sistemas de información que permitan la vigilancia epidemiológica, el monitoreo de calidad prestacional y la facturación electrónica para recuperar los costos de las prestaciones entre agentes del seguro de salud.

CUS es dignificar la atención en el sistema público, otorgar turnos online llamando a un call center o desde una aplicación del celular y no haciendo colas a la madrugada en los centros de salud o en los hospitales. Es telemedicina para poder hacer consultas a distancia y no tener que trasladarse personalmente a los centros de alta complejidad si no fuera necesario.

Finalmente CUS es focalizarse en condiciones prioritarias como la salud materno-infantil, las enfermedades cardiovasculares, el cáncer y sus factores de riesgo, para las cuales las desigualdades sanitarias en nuestro país son inaceptables.

En estos días estamos lanzando el programa de Ampliación de la Cobertura Efectiva de Salud (PACES) que junto a otros programas que estamos implementando con las provincias, permitirán dar sustento a la expansión de la CUS.

Hoy, 7 de abril, en el día mundial de la salud, revalorizamos la CUS como la estrategia para brindar un mejor sistema de salud a las personas en nuestro país para que reciban una atención integral, equitativa y de calidad y para que el lugar en el que nacemos, vivimos o trabajamos, o nuestra condición socioeconómica no sigan siendo factores que influyen en la probabilidad de enfermar o morir.