Edición y Dirección General
Farm. Néstor Caprov

VER STAFF
VIENDO 17/11/17
SaludPública

#SaludPública

“El presupuesto de salud agrava la situación del déficit de recursos humanos”ADJUNTO

SaludPública

LA PLATA, noviembre 17: Guillermo Pacagnini, secretario general del gremio CICOP, habló con MIRADA PROFESIONAL sobre el presupuesto de salud para el 2018, que acaba de ser aprobado en la legislatura. Además, aseguró que la gestión de Andrés Scarsi es una “no gestión”, y reclamaron diálogo.

#Opinión
Sarampión y rubéola: enfermedades infecciosas que resisten a su ocaso
ADJUNTO
BUENOS AIRES, julio 19: “Hay enfermedades para las que es necesario vacunarse, aunque ya no están presentes en la Argentina”, sostiene Osvaldo Teglia, profesor de Enfermedades Infecciosas en la Facultad de Ciencias Biomédicas de la Universidad Austral, respecto de la necesidad de inmunizarse contra estos dos males en la actualidad.
#Opinión
Abortos seguros: aumenta el misoprostol, aumenta la desigualdad
ADJUNTO
BUENOS AIRES, julio 17: En esta columna, la Red de Profesionales de la Salud por el Derecho a Decidir advierte que cuando este medicamento se torna “económicamente inaccesible” se empuja a las personas de menores recursos económicos a prácticas de aborto inseguras.

En una doble sesión, la legislatura de la provincia de Buenos Aires aprobó esta semana el proyecto de presupuesto 2018, que generó mucha menos discusión que la esperada. El consenso político no tuvo eco en el sector sindical, donde diversos gremios se quejaron de la falta de recursos para sectores claves, como la salud. Allí, los médicos nucleados en CICOP levantaron la voz contra las partidas otorgadas al sistema sanitaria, que tendrán una suma de menos de un punto respecto a los fondos de este año, algo que consideraron “despreciable”. “El presupuesto agrava la situación del déficit de recursos humanos”, sostuvo Guillermo Pacagnini, secretario General del sindicato médico. En diálogo con MIRADA PROFESIONAL, el dirigente habló de los problemas que esperan para el año que viene, de la relación con el nuevo ministro Andrés Scarsi y de la aprobación en territorio bonaerense de la Cobertura Universal de Salud (CUS).

-¿Cómo analizan el presupuesto para salud proyectado para el 2018?

-En el caso de salud, los recursos representan un 6,3 por ciento, lo que genera una pequeña mejora en la participación del total, ya que el año pasado el presupuesto sanitario fue del 5,6, el punto más bajo en años. Es una mejora despreciable, y a eso hay que agregarle la sub-ejecución de los fondos actuales, hay varios programas que sospechamos no utilizaron sus recursos. Uno de los que pudimos detectar fue el Programa Provincial de Control del Cáncer, que tuvo una ejecución presupuestaria del 17 por ciento. Eso lo tenemos documentado. Para el año que viene hay recursos por 39 mil millones, lo que va a seguir agravando la situación del déficit de recursos humanos, por eso este año no están cumpliendo con los acuerdos paritarios en todo lo que tiene que ver con pase a planta de becarios y nombramientos de personal nuevo.

-¿Cómo analizan la rápida aprobación, en líneas generales?

-Lamentablemente, una amplia mayoría de legisladores oficialistas y opositores aprobaron con “mano de yeso” este presupuesto que mantiene una bajísima inversión del Estado en cuestiones que hacen al bienestar de la población de la provincia de Buenos Aires. Sigue siendo un presupuesto de ajuste en términos generales, hay disminución en términos reales de las partidas sociales, y aumento de las partidas que implican endeudamiento externo, sigue la tónica del año pasado. La ecuación de menores partidas sociales y aumento del endeudamiento traerá un crecimiento de la pobreza y la miseria, y una mayor demanda en un sistema de salud que no está en condiciones de responder. Ni educación ni salud están en los niveles de la anterior gestión, de Daniel Scioli, que nosotros criticamos muchos.

-El presupuesto tampoco tiene una pauta salarial establecida…

-Vemos con preocupación que el presupuesto aprobado no tenga una pauta salarial establecida. Ha trascendido que la idea del gobierno es dar un 10 por ciento, lo que es un aumento claramente a la bajo. Esto, además de crear un escenario de conflicto para el conjunto de los estatales, en salud implica un dato duro de la crisis sanitaria que tenemos ahora. Con el deterioro salarial y del ambiente laboral, se está haciendo muy difícil para los hospitales captar recursos humanos.

¿Hubo un cambio en el trabajo día a día con la salida de Zulma Ortiz y la asunción de Andrés Scarsi?

-Hay una continuidad de “no gestión”, hay un punto muy distintivo de este gobierno que es la falta de interlocutores concretos para abordar los problemas. Es tremendo, lo padecimos en la gestión de Ortiz, y lo seguimos sufriendo con Scarsi, por eso decimos que es “un ministro fantasma”. Nosotros sacamos un afiche donde lo buscamos, porque hasta ahora solamente tuvimos una reunión protocolar desde que asumió, después de insistir largamente para que nos reciba, pero hasta el día de hoy no nos contestó. Sigue habiendo incertidumbre sobre quiénes serán los que cubren los puestos claves de la gestión de salud. Con bajo presupuesto, con una política general de ajuste y encima con una gestión en crisis política permanente, los que pagan los platos rotos son los trabajadores y los pacientes que se deben atender en el sector público.

-¿Qué saben de la adhesión de la Provincia a la CUS, un proyecto al que ustedes se oponen?

-Creemos que la CUS es parte del paquete de reformas estructurales que junto a la laboral, previsional, impositiva y educativa quiere imponer el gobierno nacional. Entonces, entendemos que pretenden adherir. Desde CICOP pedimos que no se adhieran, y que se anule el decreto nacional. La antesala de la CUS es la reducción presupuestaria, estaría bueno que se revierta. El 1º de diciembre vamos a hacer una marcha nacional junto con organizaciones sociales y sanitarias que conformamos el Movimiento por el derecho a la Salud, con un reclamo claro: cumplimiento de los acuerdos paritarios de los trabajadores precarizados de la salud. A esta altura, con el presupuesto aprobado, ya estamos pidiendo un refuerzo presupuestario de emergencia. Hoy redujeron los fondos de reemplazo de guardias en los hospitales. Así que necesitamos un refuerzo inmediato para llegar a fin de año.