Edición y Dirección General
Farm. Néstor Caprov

VER STAFF
VIENDO 16/8/17
Producciónpública

#Producciónpública

Tierra del Fuego firmó acuerdo con farmacéutica para la producción estatal de un antirretroviralADJUNTO

Producciónpública

RIO GRANDE, agosto 16: Se trata de Bristol Myers Squibb, con quien el Laboratorio del Fin del Mundo acordó la producción de una versión pública del Atazanavir. Será el primero de los proyectos para incorporar a la provincia a la producción pública. Destacan el apoyo de Nación en esta iniciativa. “Es muy importante pensar en la salud de nuestra gente, con medicamentos de alta calidad a un costo menor”, sostuvo la gobernadora.

#UsoResponsabledeMedicamentos
Europa endurece sus normas de dispensa para frenar el abuso de medicamentos habituales
ADJUNTO
BUENOS AIRES, julio 19: Esta semana en España se prohibió a los médicos recetar Rivotril, el famoso psicofármaco, un intento de luchar contra el consumo abusivo. Ya se había limitado la venta de ibuprofeno 600 y paracetamol un gramo. A contramano de esto, el país mantiene liberados estos tratamientos, lo que termina haciendo difícil su control. Dos modelos que se contraponen y que deberían complementarse.
#SeguridadSocial
IOMA entregará medicamentos con 100% de cobertura a agentes penitenciarios
ADJUNTO
LA PLATA, julio 16: Lo anunció el gobierno bonaerense, en un acto por el Día del Agente Penitenciario. La cobertura pasará de un 60 al 100 por ciento, y beneficiará a unos 25 mil agentes de esta fuerza de seguridad. En mayo se había anunciado una propuesta similar para los integrantes de la Policía Bonaerense.

Creado hace unos meses por una ley provincial aprobada por unanimidad por la legislatura, el Laboratorio del Fin del Mundo es una iniciativa del gobierno de Tierra del Fuego que busca crear medicamentos estatales de calidad, y sumar a la provincia a la experiencia de la producción pública de fármacos, una actividad que pese a los problemas crece en el país. El primer gran proyecto de la planta es poder hacer un tratamiento contra el Sida, un desafío importante que lo convertiría en uno de los primeros de su tipo. En este camino, esta semana se firmó un convenio con una farmacéutica multinacional que permitirá avanzar en esta iniciativa. La gobernadora destacó el apoyo de Nación y afirmó: “es muy importante pensar en la salud de nuestra gente, con medicamentos de alta calidad a un costo menor”.

La firma del acuerdo con el laboratorio de bandera norteamericano estuvo encabezada por la gobernadora de Tierra del Fuego, Rosana Bertone, quien remarcó la importancia de este primer paso dado. El objetivo del convenio con Bristol Myers Squibb es la transferencia de tecnología para que Tierra del Fuego pueda producir el medicamento antirretroviral Atazanavir (en su versión de 300 miligramos), utilizado para tratar el VIH-Sida.

“Nuestro principal desafío no sólo es vender este medicamento al mercado argentino sino también a toda Latinoamérica. Hemos tenido un apoyo muy importante del ministro de Salud de la Nación, de la autoridad nacional que regula a los laboratorios y de todas las fuerzas políticas de la provincia, en esta política de Estado que es la producción pública de medicamentos”, sostuvo Bertone, según un comunicado de prensa difundido por la gobernación. La mandataria agregó que “esto va a trascender nuestra gestión y ya tenemos conversaciones con otros laboratorios para producir otros medicamentos”.

En contacto con los medios locales, Bertone calificó como “una apuesta muy importante para diversificar nuestra matriz productiva y generar puestos de trabajo”. “Es muy importante pensar en la salud de nuestra gente, con medicamentos de alta calidad a un costo menor”, destacó. Por su parte, la legisladora provincial Angelina Carrasco, acompañó a la gobernadora durante la firma del acuerdo de entendimiento entre el laboratorio público y la empresa farmacéutiuca, y valorando que “este memorándum implica innovación tecnológica, producción pública de medicamentos, empleo y ampliación de la matriz productiva de la provincia”.

El Laboratorio del Fin del Mundo es una sociedad anónima con participación mayoritaria del Estado provincial. En relación con esto, la letrada explicó que “la renta que el laboratorio público generará es una renta social, que podrá invertirse en investigación científica e innovación tecnológica a fin de avanzar en una producción no solo para el mercado interno provincial y nacional, sino con perspectivas en el medio y largo plazo hacia los mercados regionales e internacionales”. Fue creado por la ley provincial 1.136, aprobada por unanimidad por la cámara Legislativa, a raíz de un proyecto enviado al parlamento por el Poder Ejecutivo. En este sentido, Carrasco destacó “la madurez política de los parlamentarios, ya que son normas que exponen una clara política pública que va a trascender a la actual gestión de gobierno y que modificará significativamente el futuro de la Provincia”.

“La firma del presente convenio de transferencia de tecnología con una empresa internacional que lleva más de 103 años en la industria farmacéutica es un muy buen comienzo para posicionar a nuestro incipiente laboratorio público en la producción de medicamentos, con posibilidades ciertas de avanzar en el desarrollo tecnológico e investigación científica” manifestó la parlamentaria y agregó “la iniciativa fortalece la generación de una industria con alto valor agregado, la creación de nuevos y genuinos puestos de trabajo con un alto nivel de especialización”. Carrasco resumió que “los avances en el Laboratorio público permiten posicionar a la Provincia en el mercado de los medicamentos, ampliando nuestra matriz productiva, generando empleo y producción genuina en nuestro territorio”.

Según la reglamentación que creó la planta, el laboratorio se integrará con participación estatal mayoritaria y se regirá por la ley general de sociedad (ley nacional 19.550). Además, contará con un directorio que estará compuesto por tres miembros, con mandato por tres años, pudiendo ser reelegibles, siempre que no excedan tres ejercicios. La ley exceptúa a la empresa estatal del pago de todos los impuestos provinciales creados o a crearse, que se deriven de los contratos y actividades que la Sociedad del Estado realice. También quedará exento del pago de impuestos, tasas y gravámenes provinciales los actos constitutivos de la sociedad.