Edición y Dirección General
Farm. Néstor Caprov

VER STAFF
VIENDO 16/5/17
Saludpública

#Saludpública

Alarma en África central por un brote de ébola en el CongoADJUNTO

Saludpública

KINSASA, mayo 16: Al menos tres personas murieron afectadas por la enfermedad, lo que movilizó a la OMS y los países cercanos. Buscan bloquear el virus, y evitar su propagación. Hay al menos 17 casos sospechosos en estudio.

#ProfesionFarmaceutica
Alemania: se puede cerrar dos días las farmacias por falta de profesionales
ADJUNTO
BUENOS AIRES, julio 17: Luego de una larga disputa, se permitió que una farmacia esté cerrada miércoles y sábado, porque no logra conseguir el personal necesario para cumplir las normas actuales.
#CrisisSanitaria
Distrito del interior bonaerense quiere declarar la “emergencia en medicamentos”
ADJUNTO
LA PLATA, julio 19: En Chivilcoy, el Sindicato de Trabajadores Pasivos (STP) presentó la propuesta en el Concejo Deliberante local. Es por los problemas de acceso a los tratamientos que tienen los adultos mayores. Busca garantizar los fármacos para enfermedades crónicas y estacionales. Además, propone un banco de medicamentos donados.

Tres personas han muerto a causa de un brote de ébola en una remota región del norte del Congo, según la Organización Mundial de la Salud (OMS). Funcionarios de salud viajan a este país de África central en respuesta a un creciente número de casos sospechosos, dijo la organización, que no ocultó su preocupación por la situación, que amenaza a varios países de la región. La semana pasada, la OMS informó de una muerte relacionada con el ébola y la posibilidad de otros dos. El sábado, la organización confirmó que las otras dos muertes también estaban relacionadas con el ébola.

El primer caso, que se produjo el 22 de abril involucró a un hombre de 45 años de edad. El taxista que llevó al hombre al hospital y una persona que se ocupó del hombre se enfermaron y murieron más tarde, dijo la OMS. Las tres muertes ocurrieron en el área sanitaria de Likati, en la provincia de Bas-Uele, en la frontera con la República Centroafricana.

La provincia de Bas-Uele, con una población de 900 mil personas en 2007, está habitada en su mayoría por la tribu de boa, que subsiste de la agricultura y la caza, y comercia a través del río Uele.

Los funcionarios de salud están investigando otros 17 casos sospechosos, dijo el domingo en Kinshasa Ernest Dabire, coordinador de grupo de salud de la OMS. Se estima además que 125 personas habían estado relacionadas con los casos confirmados de ébola e instó al público a ser vigilante y visitar a su médico si experimentan fiebre u otros síntomas.

Síntomas tales como fiebre, dolor de cabeza, dolor muscular, fatiga, diarrea, vómitos, dolor abdominal y hemorragia pueden comenzar entre 2 y 21 días después de la exposición. Como el alcance del brote aún no se conoce, la OMS no recomienda aún ninguna restricción sobre comercio o viajes al Congo.

El ébola es un virus altamente contagioso que se propaga a través del contacto con fluidos corporales, y las pruebas muestran que el último brote implica a la cepa Zaire, el más peligroso de los virus conocidos que causan la enfermedad. El sábado, Matshidiso Moeti, director regional de la OMS para África, se reunió con las autoridades nacionales en Kinshasa para discutir formas de organizar una respuesta al brote.

Tres días antes, un equipo dirigido por el Ministerio de Salud del Congo inició su traslado al distrito sanitario de Likati para comenzar una investigación. La ruta de 1.400 kilómetros desde Kinshasa a Likati es remota y aislada, con redes de transporte limitadas, lo que requiere entre dos y tres días de viaje. El equipo estaba integrado por epidemiólogos, biólogos y especialistas en diversas áreas de movilización social, higiene y saneamiento, dijo Allarangar Yokouidé, representante de la OMS.

Ante esta situación, el gobierno sursudanés ha tomado medidas preventivas para evitar que se extienda la epidemia de ébola desde la vecina República Democrática del Congo, informó el subsecretario del Ministerio de Salud, Makur Koriom. El gobierno ha enviado equipos médicos al aeropuerto de la capital, así como a los principales pasos fronterizos para hacer exámenes a las personas que llegan del país vecino.

Asimismo, Sudán del Sur ha puesto en marcha una campaña de información, en particular en las regiones fronterizas, para advertir a los ciudadanos de los riesgos y de los síntomas de esta enfermedad. El ministro de Salud de la RDC, Oly Ilunga Kalenga, informó a la Organización Mundial de la Salud (OMS) la semana pasada de que ha declarado una epidemia de ébola en la zona de Likati, en la provincia de Bajo-Uele, en el norte del país.

Sudán del Sur es escenario de una guerra civil que estalló en diciembre de 2013 y que ha causado la hambruna en algunos estados del país y ha dejado miles de muertos y millones de desplazados.