Edición y Dirección General
Farm. Néstor Caprov

VER STAFF
VIENDO 15/6/15
MiradaProfesional

#MiradaProfesional

El plan de compensación de la COFA: una vendita que no detiene la sangría de las farmacias

ADJUNTO
MiradaProfesional

Se difundió la supuesta compensación que recibirán las farmacias por la baja de precios, casi la única “paritaria en baja”. Pero las denominadas Notas de Crédito Compensatorias apenas alcanzan a la mitad de los mostradores, y siguen sin ser una solución real a la crisis. Pese a esto, la dirigencia elige elogiar su propia actuación, aunque admite sin quererlo que apenas es un portavoz de la propia industria.

#Vacunación
Afirman que hay suficientes dosis de la vacuna contra la Fiebre Hemorrágica Argentina
ADJUNTO
BUENOS AIRES, septiembre 11: La secretaría de Salud salió al cruce de las versiones del faltante, por los problemas de producción en el instituto Maiztegui. Sí admitió que está paralizada la fabricación, pero adelantó que trabaja en la compra de equipamientos e insumos.
#Sarampión
Alarma por los dos niños extranjeros sin vacunar que tuvieron sarampión en su visita al país
ADJUNTO
BUENOS AIRES, septiembre 12: Una nueva alerta epidemiológica lanzada por la secretaría de Salud confirmó los casos, menores de 7 y 11 años. Los pacientes estuvieron en Capital Federal y l localidad bonaerense de Luján, y partieron a Europa desde el Aeropuerto de Ezeiza.

“A esta hora no tenemos novedades de emisión de NC PAMI, seguimos en reclamo a la Industria y hemos hecho conocer grave situación al PAMI”.

Con este Tweet, de su cuenta oficial escrita por su fiel vocero oficial, la Confederación Farmacéutica Argentina (COFA) admitió que pese a sus dichos, la realidad de la farmacia que atiende la seguridad social está en estado crítico. Más allá de lo inoperante de la frase –admitir la falta de novedades es como dejar a la vista lo vacías de las promesas autoproclamadas y las anunciadas reuniones con la Industria y el Estado SIN PRECEDENTES E INÉDITAS –lo que queda claro es que hasta el momento los parches económicos no sólo no sirven para frenar la sangría de los mostradores. Como ya se dijo, el acuerdo de precios fue una paritaria a la baja, que hizo que muchos farmacéuticos entregaran parte de su rentabilidad de reposición al 1ero de marzo, en nombre de un convenio de precios que no negociaron ni firmaron.

En un nuevo comunicado, la COFA intenta salvar su postura, insistiendo con los beneficios de las notas de créditos compensatorias, que vendrán a salvar la brecha y las pérdidas producto del acuerdo de baja de precios. Su puesta en marcha admite como primera medida que beneficiará al 50 por ciento de los mostradores, algo que ya dijimos es arbitrario, y divide a la profesión. Además de insistir con la idea que “el ministro de Economía escuchó a las farmacias”, algo que a todas luces no es cierto, la entidad deja en claro quién es “el dueño de la pelota”.

“A sabiendas de la dificultad que tiene la generación de un cálculo de esta naturaleza, que se relaciona con las compras y ventas de cada una de las farmacias, la industria dispuso la siguiente metodología para generar las notas”, nos informa la COFA. Si no fuera por la gravedad de los hechos, sería hasta gracioso. Que los laboratorios decidan cómo y a quién compensar, de acuerdo a sus propios datos, es grave. Ahora, que la propia entidad que nuclea a las farmacias lo difunda como algo natural, roza lo bizarro. Alguien imagina a un gremio anunciando un acuerdo paritario, donde se comience diciendo que ante los problemas de saber “cuánto gana cada trabajador, las empresas decidieron dar el siguiente aumento”.

Queda claro que la compensación no se fija en el stock –es imposible saber cuántos medicamentos tenían las farmacias cuando se anunció el acuerdo, ni los que se vendieron a la baja –y para ser sinceros lo único que se compensa es el escepticismo de los colegas. Ya hemos dichos que la verdadera pérdida a compensar es aquellos medicamentos que compramos a precios de febrero y vendimos a valores reducidos, es decir, más baratos. Si no se puede determinar esta ecuación, se está entregando algunas pobres e inéditas y sin precedentes notas de créditos (así con estos calificativos que le gusta a esta conducción de COFA

Cuando se anunció el acuerdo de baja de precios, muchos farmacéuticos dejaron de comprar medicamentos por más de una semana, para evitar tener demasiado stock cuando se bajen los precios, perdiendo capital. Haya salido bien o no la ecuación a cada farmacia. Esa paralización no entra en la compensación, ya que no se puede calcular. Es una pérdida que se invisibilisa, y que las autoridades de la COFA y El Colegio de Farmacéuticos de la Provincia de Buenos Aires ni los laboratorios pueden ponderar.

“Debemos recordar también que al haber sido difundido el acuerdo de precios industria-gobierno el 21 de febrero para su aplicación el 1° de marzo las farmacias contaron con algunos días previos a la puesta en vigencia del acuerdo para regular sus compras a la droguería pudiendo evitar diferencias mayores”, se justifica la COFA, asumiendo que en esos casi 10 días las farmacias o bien cerraron para evitar esas pérdidas –algo impensado –o dejó de comprar incluso, en muchos lugares se suspendió la atención de PAMI al 100% de descuentos.

Para complicar más el panorama, la compleja ecuación para acceder a las Notas de Crédito Compensatorias se debe sacar entre cálculos interminables a los que el Tesorero de COFA Pesenti es tan apego, con datos aportados por la industria, y que se sabe sólo benefician a la mitad de los postulantes. En todo el país se alzan voces que afirman que existen métodos más equitativos para intentar salvar una crisis que amenaza ser terminal. La carta del Colegio de Farmacéuticos de Mendoza va en ese sentido. La presión debe hacerse sentir. Pero claro, cuando una Institución es apenas vocera de los que toman decisiones, la cosa el muy difícil. Tanto como solucionar los graves problemas de las farmacias desde una red social.

Ahora se viene el otro gran beneficio de la mejora de rentabilidad de las insulinas dentro del convenio PAMI. Solo en la provincia de Buenos Aires esta "maná que cae del cielo" deja afuera aun porcentaje de farmacias escandaloso. Otra vez nos dividen ya no, en la esperable cadenera tipo Farmacity y los demás. No, nos dividen entre farmacias chicas y otras más chicas; entre chicas y medianas y la lista sigue.

La profesión está en una gran crisis, pero ésta no es solo financiera y económica. Es mucho mayor. Es una crisis de ideas y de liderazgo. Es una crisis donde un montón de dirigentes se cuelgan a sus sillas sin otro cometido que la administración sumisa de esta coyuntura. Mientras tanto, los pagos del Estado y de La Industria por los medicamentos que hemos dispensado en febrero y marzo, no se están produciendo. Los farmacéuticos llaman a sus propios Colegios de Partido o zonal, a sus droguerías por las quiebras de cuentas corrientes que viven. Algún afiche colgado cínicamente y firmado por COFA dice después de comunicar "la compensación por deflación de marzo": Un avance más por la SUSTENTABILIDAD de la farmacia. Ya nada parece lo que era. Ahora solo los habita una triste y lamentable falta de respeto.