Edición y Dirección General
Farm. Néstor Caprov

VER STAFF
VIENDO 26/5/17
Medicamentos

#Medicamentos

Guerra entre el oficialismo y la oposición por la aprobación de la nueva ley de genéricos

ADJUNTO
Medicamentos

BUENOS AIRES, mayo 26: El iniciativa obtuvo dictamen en la Comisión de Salud, y podría ser aprobada en la próxima sesión del Congreso. La misma prohíbe el uso de nombres comerciales en todas las recetas de medicamentos. Desde el gobierno quieren bloquear su tratamiento. Los laboratorios hacen lobby para evitar que haya un tratamiento eficaz.

#Medicamentos
Un argentino advierte sobre el impacto en los medicamentos si se firma un acuerdo con la Unión Europea
ADJUNTO
BUENOS AIRES, julio 14: Carlos Correa, director del Centro de Estudios Interdisciplinarios de Derecho Industrial y Economía de la Facultad de Derecho de la UBA, alertó sobre los efectos en el precio y el acceso a los medicamentos que tendrá firmar un acuerdo de libre competencia con la viejo continente, como se está negociando. “En casos como los medicamentos la propiedad intelectual cargar precios altos o exorbitantes”, aseguró.
#Medicamentos
Piden que laboratorio estatal santafesino produzca medicamentos para realizar abortos
ADJUNTO
SANTA FE, enero 4: El diputado provincial Carlos Del Frade presentó un proyecto para que el Laboratorio Industrial Farmacéutico (LIF) produzca el fármaco Misoprostol, recomendado por organizaciones pro aborto para la interrupción del embarazo de forma segura. Además, la iniciativa establece que el Ministerio de Salud local se encargue de la distribución gratuita en sus centros asistenciales.

La iniciativa para reformar la denominada ley de genéricos quedó a un paso de su tratamiento en el Congreso. Con despacho de dos comisiones, el proyecto que prohíbe la utilización de marcas comerciales en las recetas podría tratarse en la próxima sesión, pese a las restricciones que pone el gobierno. De hecho, el oficialismo busca bloquear la propuesta de la diputada Carolina Gillard (FpV-PJ), según las versiones que llegan desde la cámara baja nacional. La nueva ley modifica la aprobada en 2002, que obliga a escribir los nombres genéricos en las recetas pero permite "indicar además el nombre o marca comercial" y responsabiliza al farmacéutico por sostener o no ese consejo. Con el nuevo proyecto, las recetas no podrán incluir ese nombre comercial.

Según informa el portal de La Política Online, la oposición se unió en la cámara de Diputados y logró dictaminar en comisión una ley de genéricos para impedir a los médicos recetar medicamentos por el nombre de marca. El proyecto impide cualquier mención a las marcas en las recetas y obliga a los farmacéuticos a brindar toda la información disponible para garantizar la elección del paciente sin inducciones. "La libertad de prescripción y de dispensa está garantizada por la elección del principio activo y no sobre especialidades de referencia o marca", señala el texto, que tuvo un inesperado despacho en las comisiones de Salud, presidida por la Gaillard, y la de Defensa de Consumidor, a cargo de la massista Liliana Schwindt.

"Hay una relación de poder entre el médico y el paciente y tenemos que empoderar al paciente para que pueda elegir su marca", explicó Gaillard a ese medio y contó que el mayor éxito comercial en las recetas ocurre con la amoxicicilina y el enalapril, más conocidos por sus firmas líderes. "Esto trae un detrimento de los congresos y viajes que pagan los laboratorios a los médicos para que induzcan a los pacientes", agregó la entrerriana. Para pelear en el recinto, Schwindt prepara un detalle del aumento del precio de los medicamentos en el último año.

Enfrente de esta postura, el oficialismo y los laboratorios tratan de frenar e tratamiento de la nueva ley. "Esto no va a cambiar nada, porque el que terminará asesorando al paciente es el farmacéutico. Hay que hacer una discusión de fondo y avanzar en una herramienta de precios referenciales", sostuvo el macrista rionegrino Sergio Wisky, quien ahora se quedó con la difícil tarea de frustrar la ley en el recinto.

"Tenemos que determinar cuánto paga la obra social y cuánto el paciente y para eso técnicamente no sirve hacer una ley. En el mercado de medicamentos hay mucha asimetría de información y lo que se debe buscar es que el que menos tiene gaste menos en salud", insistió. Si vuelven a unirse y afianzan socios eventuales el FpV-PJ y el Frente Renovador no estarán lejos del quórum propio en Diputados, por lo que el Gobierno con la ayuda de los laboratorios deberán raspar fino entre aliados y bloques dispersos para no volver a sorprenderse con una ley incómoda, de esas que Macri no duda en vetar.