Edición y Dirección General
Farm. Néstor Caprov

VER STAFF
VIENDO 14/12/16
SaludPública

#SaludPública

Un virus argentino, entre los potenciales causantes de pandemias mundiales futuras

ADJUNTO
SaludPública

BUENOS AIRES, diciembre 14: Se trata del virus Junín, que genera la fiebre hemorrágica argentina, conocida como “mal del rastrojo”. El mismo está incluido en una lista de 37 candidatos a generar brotes mundiales, según un estudio de la Universidad de Edimburgo, Escocia. La nómina incluye varias versiones del ébola, el virus de la fiebre venezolana y el síndrome respiratorio por coronavirus de Oriente Medio.

#Opinión
Mal de Chagas, una enfermedad que precisa urgente atención sanitaria
ADJUNTO
BUENOS AIRES, septiembre 16: El diario La nación dedica su espacio editorial para alertar sobre este mal, que sigue siendo nueve décadas después de su descubrimiento un tema de preocupación.
#Opinión
Día Mundial de la Seguridad del Paciente: el valor de la farmacovigilancia
ADJUNTO
BUENOS AIRES, septiembre 17: En el marco de la jornada que se conmemora hoy en todo el planeta, la farmacéutica Boehringer Ingelheim hace hincapié en esta columna de opinión sobre la seguridad en materia de medicamentos.

Científicos de la Universidad de Edimburgo, en Escocia, identificaron al menos 37 virus con el potencial de convertirse en los próximos años en pandemias, como el H1N1, que sacudió al planeta en 2009 con la temida gripe A. Entre los candidatos a generar pánico en los próximos años hay un argentino: el virus Junín. El mismo, causante de la denominada fiebre hemorrágica argentina o “mal de los rastrojos”, afecta a personas de la zona pampeana del país, y se trasmite a humanos por el contacto con algunos roedores silvestres. Si bien existe una vacuna dentro del calendario oficial, para los investigadores puede pasar a contagiarse entre humanos, lo que desataría la posibilidad de un brote a nivel mundial. Los otros virus que forman este “equipo del terror” van desde mutaciones del ébola hasta el MERS y una fiebre hemorrágica venezolana.

El virus Junín fue incluido entre los posibles causantes de pandemias, según el trabajo realizado por un grupo de investigadores de la Universidad de Edimburgo, que fue publicado en la revista Emerging Infectious Diseases. El causante de la fiebre hemorrágica argentina se encuentra junto a otros como el virus MERS-CoVM (síndrome respiratorio por coronavirus de Oriente Medio), el guaranito (que provoca la fiebre hemorrágica venezolana), varios de la familia del ébola y otros virus transmitidos por mosquitos como potenciales fuentes de pandemia en el mundo.

Para los investigadores, la clave es que estos virus pasen a transmitirse entre humanos. Por esta razón, afirman, hay que controlar su evolución para evitar una crisis de salud pública como la que se ha vivido en África Occidental durante el reciente brote de ébola. “Debe priorizarse el monitoreo de estas infecciones, porque cambios relativamente menores en su ecología pueden generar cambios más sustanciales en la amenaza que representan para la salud pública”, aseguró Mark Woolhouse, uno de los autores de la investigación, en una nota publicada por la BBC. Actualmente, estas infecciones son zoonóticas, es decir, afectan mayormente a los animales. Sin embargo, los científicos temen que se conviertan en una amenaza para la salud humana si empiezan a transmitirse más fácilmente entre seres humanos.

Según el Ministerio de Salud nacional, el virus Junín afecta una región del país que abarca parte de las provincias de Buenos Aires, Santa Fe, Córdoba y La Pampa. La contraen principalmente las personas que viven o trabajan en el campo. “El virus Junín suele estar presente en algunas especies de roedores silvestres. Estos roedores presentan infecciones crónicas sin síntomas, con eliminación del virus, particularmente por la saliva, que contagia a roedores sanos y contamina el medio ambiente, a partir del cual el hombre se infecta accidentalmente”, indicó la cartera sanitaria sobre el mal.

Una vez que una persona se infecta, la enfermedad presenta cuadros clínicos de gravedad variable, desde formas leves a formas graves caracterizada por fiebre y alteraciones de la sangre, neurológicas, renales y cardiovasculares, que sin tratamiento puede evolucionar hacia la muerte en un lapso de una a dos semanas. El comienzo de la enfermedad es inespecífico, con decaimiento, dolor de cabeza y fiebre moderada. Con el avance de la enfermedad se agregan dolores musculares y articulares, dolor retroocular, dolor abdominal, mareos, náuseas y vómitos. En caso de haber hemorragias, éstas se limitan a leves hemorragias nasales o en las encías.

En el país existe una vacuna contra la fiebre hemorrágica argentina, la que está indicada a partir de los 15 años de edad en las zonas de riesgo del país. Además, los especialistas recomiendan realizar una higiene cuidadosa, principalmente de las manos y cambio de ropas, cada vez que se hayan frecuentado zonas con roedores; no introducir tallos, hojas o granos en la boca; no acostarse sobre bolsas o en el suelo, comer y dormir en habitaciones limpias. En cuanto al habitad del ratón, se recomienda mantener desmalezados los alrededores de la vivienda para evitar que las lauchas se acerquen a ella, disponer de lugares libres de maleza para los juegos de niños , y no destruir la fauna de predadores de roedor: lechuzas, lechuzones, chimangos, etc.

Una pandemia se define como una epidemia que se desarrolla en un área muy amplia, cruza las fronteras internacionales, y afecta a un gran número de personas. Una de las pandemias más devastadoras fue la notoria peste negra, que dejó un saldo de cerca de 50 millones de muertos en el siglo XIV. Casos más recientes incluyen el VIH en los años 80, y los brotes de gripe aviar H1N1 en 1918 y 2009.