Edición y Dirección General
Farm. Néstor Caprov

VER STAFF
VIENDO 26/4/16
SeguridadSocial

#SeguridadSocial

Estafa en el PAMI: la investigación llegó a Entre Ríos, con dos allanamientos en hospitales

ADJUNTO
SeguridadSocial

BUENOS AIRES, abril 26: La justicia federal busca pruebas de la comercialización irregular de medicamentos denunciada por las nuevas autoridades de la obra social. Los procedimientos se realizaron en la localidad de Concordia, en la UGL de la entidad y en un consultorio. Buscaron pruebas de la venta de medicamentos a nombre de afiliados fallecidos.

#SeguridadSocial
Farmacéuticos bonaerenses logran compromiso para el pago de parte de la deuda del PROFE con farmacias
ADJUNTO
BUENOS AIRES, enero 19: Un grupo de dirigentes farmacéuticos se reunieron hoy connfuncionarios del Mnisterio de Salud provincial para analizar la realidad del programa ex PROFE y otros asuntos vinculados a los pagos de prestaciones adeudas a las farmacias bonaerenses. Hubo un compromiso para pagar la semana que viene el 50 por ciento de la deuda de PROFE, más otras mejoras. Afirman que mantendrán los lazos con las farmacias independientes.
#SeguridadSocial
Corrupción en el IOMA: nueva denuncia por maniobras irregulares en el pago de prestaciones
ADJUNTO
LA PLATA, octubre 26: Según publica hoy un matutino platense, se realizó otra presentación ante la justica por el pago de prestaciones a sanatorios sin respaldo de facturas. Las sospechas recaen sobre funcionarios de la gestión anterior y la actual. Además, se detectaron auditorías “truchas” para justificar las irregularidades.

Durante marzo, a raíz de una serie de denuncias realizadas por las nuevas autoridades del PAMI, se comenzó a investigar en el interior del país la compra irregular de medicamentos, una estafa que le costó a la obra social unos 1.500 millones de pesos por año, según declararon los funcionarios. Primero hubo procedimientos en Santiago del Estero, luego en Salta, siempre en busca de recetas apócrifas que retiraron fármacos que luego eran vendidos en el mercado negro. Ahora, la investigación se trasladó a Entre Ríos, donde se allanaron dos hospitales en busca de pruebas de esta estafa. Las tareas investigativas se realizaron por orden de la justicia federal.

Los allanamientos se realizaron en dos nosocomios de la localidad entrerriana de Concordia, durante el fin de semana. Por orden del juez federal de Concepción del Uruguay, Pablo Seró, personal de Prefectura Naval realizó tareas en los hospitales Felipe Heras y Ramón Carrillo, de esa localidad entrerriana, en el marco de la causa que investiga una supuesta red que vendía medicamentos a afiliados fallecidos. Además, hubo procedimientos en la oficina de gestión local del PAMI y el consultorio de un médico de cabecera de la ciudad, según indicaron fuentes judiciales a medios locales.

Como resultado de estas tareas, los efectivos se llevaron computadoras, expedientes y documentación, fundamentalmente aquellos expedientes sobre medicamentos por razones sociales y relacionados con el programa para la atención de diabéticos. También incautaron el padrón de afiliados diabéticos y de la respectiva alta de los afiliados involucrados que aparecían en el padrón del Instituto Nacional de Servicios Sociales para Jubilados y Pensionados.

En el Hospital Felipe Heras, en tanto, llamó la atención el secuestro del legajo del médico involucrado, que atendía en el Hospital Felipe Heras, “un médico generalista que hacía guardias”, según dijo la titular del nosocomio, Blanca Graciela Chiappa, quien se negó a revelar la identidad del profesional en cuestión.

La investigación surgió a partir de una denuncia promovida por el nuevo gobierno. Después del cambio de administración en el PAMI, las nuevas autoridades dispusieron llevar a cabo una auditoría que arrojó un dato escandaloso: se descubrió que la institución daba recetas, desde el año 2013, a miles de jubilados ya fallecidos que hacían compras de los medicamentos más caros del mercado. Los más requeridos eran las tiras reactivas y la insulina, pero se han detectados casos de personas que aparecen con más de 20 recetas por mes de un mismo medicamento y que además fueron compradas en farmacias de cinco provincias diferentes.

“Ya detectamos 7.500 personas fallecidas que aparecen con la compra de medicamentos con descuento parcial o total del PAMI. Y esto pasó porque no hubo controles internos, no se cruzaba el padrón de afiliados con el registro de fallecidos, había médicos que fraguaban las recetas o les fraguaban las recetas y en muchos casos había connivencia de las farmacias y hasta de la propia industria”, explicó el titular de la obra social, Carlos Regazzoni, quien apuntó que esos remedios eran luego revendidos en el “mercado negro” a clínicas y farmacias, en un circuito que se realimentaba y crecía mes a mes, generando un perjuicio millonario al PAMI.

En el caso del expediente que tramita ante la Justicia Federal de Concepción del Uruguay, se investiga la prescripción espuria de recetas y la provisión ilegal de tiras reactivas costeadas por el PAMI en el período comprendido entre los meses de enero de 2014 a noviembre de 2015, que se habría perpetrado en el ámbito de la provincia de Entre Ríos a través de las farmacias “Mutual Mecánica Solidaria”, “Pasteur” y “Del Hípico”, todas ellas ubicadas en la ciudad de Concordia.

La causa surgió a partir de una denuncia de la Unidad Fiscal de Investigación PAMI, bajo la órbita de la Procuración General de la Nación, luego de que se detectaran 1.133 casos de afiliados a lo largo del país que, a pesar de haber sido dados de baja por la Administración Nacional de la Seguridad Social (Anses) por fallecimiento, registraban el consumo de 23.630 unidades de insumos (tiras reactivas). De hecho, dos secretarios de la unidad participaron de los allanamientos realizados en Concordia.

En la denuncia presentada por la UFI PAMI se advierte además que “para llevar a cabo estas conductas, en las farmacias involucradas se habrían utilizado los troqueles que posee cada una de las cajas de tales accesorios, y se los insertó en los recetarios cuestionados, a los efectos de su posterior proceso de facturación”.

En tanto, en el programa “A dos voces”, de la señal de cable TN, se mostró cómo se compraban medicamentos a nombre de pacientes fallecidos, una red de corrupción que le costó en los dos últimos años (2014 y 2015) una pérdida anual de 500 millones de pesos. Según el informe, la operación “tenía el aval de los funcionarios que comandaban la obra social de los jubilados”. Todas las miradas le apuntan a Luciano Di Césare, ex titular del PAMI, quien está investigado por la justicia por esta y otras maniobras irregulares.

El programa mostró bolsas con troqueles por 200 mil pesos, “que cada mes una farmacia le cobraba al PAMI como coseguro por supuestas entregas de medicamentos a jubilados muertos”. Esto se replicaba en cientos de farmacias en todo el país, explicaron las nuevas autoridades, quienes detectaron las irregularidades y denunciadas ante la justicia.