Edición y Dirección General
Farm. Néstor Caprov

VER STAFF
VIENDO 19/6/15
Farmacias

#Farmacias

Conflicto gremial en droguerías: sigue sin llegar el acuerdo y ahora apuntan a revisar precio de los medicamentos

ADJUNTO
Farmacias

BUENOS AIRES, junio 19: El nuevo encuentro no tuvo mayores avances, y el conflicto sigue latente. Hasta el 30 de junio está vigente la conciliación obligatoria, por lo que las farmacias esperan que no haya problemas de abastecimiento. Lo que quieren las distribuidoras discutir la estructura de precios, algo que los mostradores vienen reclamando hace tiempo.

#ServiciosFarmacéuticos
Gales hace consulta sobre necesidades de farmacias y nuevos servicios
ADJUNTO
REINO UNIDO, octubre 17: Realizará una encuesta en todas las regiones para saber si se necesitan farmacias adicionales, o donde los mostradores ya existentes deben agregar servicios. La consulta estará abierta hasta el 1° de abril de 2020.
#Opinión
La importancia de la salud preventiva: hay que vacunarse para prevenir la meningitis
ADJUNTO
BUENBOS AIRES, octubre 21: Ante el anuncio que el refuerzo de esa vacuna que se aplica a los 11 años volverá a estar disponible, Mónica Aranda, coordinadora académica de la Licenciatura en Gestión de Servicios de Salud en UADE, escribe esta columna en el portal Bienestar de TN sobre la importancia de la noticia.

En un nuevo encuentro entre las partes, no hubo acuerdo en el marco del conflicto que mantienen las droguerías con sus trabajadores, que dejó en varias oportunidades a las farmacias sin el abastecimiento normal de medicamentos. La nueva reunión entre la Federación de Trabajadores de la Sanidad (FATSA) y la Asociación de Distribuidores de Especialidades Medicinales (ADEM) fracasó, según confirmaron fuentes de ambos sectores, lo que genera incertidumbre sobre el futuro de la distribución de los tratamientos. La conciliación obligatoria estará en vigencia hasta el 30 de junio. La novedad del encuentro fue el pedido para revisar la estructura de precios de los fármacos, para hacer frente al pedido de aumento salarial.

La negociación entre las droguerías y el gremio no cambió la tónica de lo que fueron las cumbres anteriores, y no hubo mayores avances. FSTSA exige un incremento del 28 por ciento más una recategorización del personal, que en la práctica termina representando una mejora salarial del 33 por ciento, mientras las empresas mantienen su negativa, y argumentan que no pueden pagar ese valor. La última oferta fue del 24 por ciento.

Díaz informó que en la reunión no se llegó a un acuerdo y las negociaciones "pasaron a un cuarto intermedio, sin fecha, para la semana próxima". Incluso, dejó abierta la posibilidad de que antes del próximo encuentro se realicen negociaciones extraoficiales y señalo que ADEM pidió una urgente reunión al secretario de Comercio, Augusto Costa, para analizar la posibilidad de un aumento de precios.

Esta fue la novedad del encuentro, que también involucra a las farmacias. El sector empresario alega que no puede hacer frente a la demanda salarial al sostener que en los últimos años hubo aumentos salariales superiores al 30 por ciento mientras que los precios de los medicamentos, que están regulados por el gobierno, aumentaron entre 15 y 16 por ciento.

Incluso desde la industria estaban trabajando desde el año pasado en coordinación con la Secretaría de Comercio en una fórmula de ajuste, que se iría elaborando en función de todos los costos que tiene el sector. Sin embargo, Comercio nunca dio hasta ahora a conocer la fórmula definitiva, informa el diario La Nación. Los laboratorios obviamente siguen de cerca las negociaciones. Pero además porque el acuerdo que se firme entre las droguerías y Sanidad servirá luego de referencia para la paritaria que tiene la industria con el mismo gremio. Esta semana recién comenzaron las conversaciones entre los fabricantes de medicamentos y FATSA, pero difícilmente avancen antes de que se selle un acuerdo con las droguerías.

De no prosperar esta negociación, en julio podrían volver los problemas con el abastecimiento de medicamentos. Es que las droguerías son responsables de la distribución del 93 por ciento de los medicamentos que llegan a las farmacias. Por ahora, el Ministerio de Trabajo dispuso prorrogar por diez días, la conciliación obligatoria en el conflicto hasta el 30 de junio, por lo que hasta julio no habrá medidas de fuerza que amenacen generar desabastecimiento de fármacos.

El asesor legal de ADEM, Dario Díaz, reconoció que "por el momento no hay desabastecimiento de fármacos, porque como se frenaron las medidas de fuerzas, las empresas se han puesto al día compensando los retrasos en la distribución". "La negociación sigue complicada porque los precios se mantienen en el mismo nivel y ese es el principal problema para no poder acercarnos a la pretensión salarial de los trabajadores", señaló.

El conflicto comenzó a principios de este mes, cuando FATSA inició medidas de fuerza ante el vencimiento del convenio paritario que se produjo el 30 de abril pasado. En la primera semana de junio hubo tres jornadas en las que no se hicieron repartos, luego en lugar de dos operativos se realizó en el mejor de los casos una entrega y eso desestabilizó el stock de medicamentos en las farmacias.

En tanto, en las farmacias esperan que en estas horas se normalice la entrega de medicamentos, afectadas por las asambleas y bloqueos dispuestos por los trabajadores de FATSA. Claudio Ucchino, presidente del Colegio de Farmacéuticos y Bioquímicos porteño anticipó que en 48 horas se regularizarán los stocks, si bien aseguró que está garantizada la prestación en lo que hace a medicamentos de alto costo (para tratamientos de oncología, HIV y hemofilia, entre otros).

“La farmacia viene desfinanciada hace tiempo, los pagos son muy extensos para la seguridad social, lo que hace que se trabaje con un stock mínimo de reposición, lo suficiente como para llegar a solventar un conflicto de tres días”, agregó el dirigente. "Al extenderse el conflicto, por el momento los farmacéuticos estamos sustituyendo el producto por otro que tenga la misma droga, pero de otro laboratorio", indicó Ucchino al diario Tiempo Argentino.

Ante esta grave situación, se hace necesario de declarar “de interés público” la dispensa de medicamentos, de forma que no se puedan realizar cortes abruptos y totales como los que se viven ahora. La idea es que en sintonía con otras medidas del gobierno, que considera el medicamento como un “bien social”, se proteja a la farmacia, quien lo dispensa, como parte de ese engranaje. “como sucede con los gremios médicos, que deben dejar cada vez que hacen un paro o una protesta guardias y garantizar la atención de urgencias, la entrega de medicamentos no puede cortarse del todo. Atenta contra la salud de la gente”, explicó a MIRADA PROFESIONAL una fuente del sector, que alienta esta declaración.

En sintonía con esta idea, el ministro de Salud de la Nación, Daniel Gollan, pidió “responsabilidad y sentido común” a los representantes de los trabajadores de droguerías y del sector empresario por la escasez de medicamentos. “El acceso a los medicamentos es un derecho inalienable de las personas que por ninguna razón puede ponerse bajo zozobra”, sostuvo el funcionario mediante un comunicado de prensa. Gollán reclamó “madurez y sensibilidad social a los actores de este conflicto, porque los medicamentos deben estar a disposición de todos sin ningún tipo de barrera”.